Se trata de un plan de mejoramiento de desarrollo urbano —con una inversión de 112 millones de pesos— en Pakal-Ná, Chiapas, zona cercana al rancho La Chingada de AMLO, que precisamente resultará beneficiado, ya en rollos de la plusvalía, con estas obras, de acuerdo con una investigación de Mario Gutiérrez Vega para Latinus.

 

Se trata de un plan de mejoramiento de desarrollo urbano —con una inversión de 112 millones de pesos— en Pakal-Ná, Chiapas, zona cercana al rancho La Chingada de AMLO, que precisamente resultará beneficiado, ya en rollos de la plusvalía, con estas obras, de acuerdo con una investigación de Mario Gutiérrez Vega para Latinus.

Además de que justo esta semana MCCI (Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad) reveló que la Sedatu (Secretaría de Desarrollo Territorial y Urbano) asignó un contrato por 89 millones de pesos para remodelar el estadio donde juega el equipo Guacamayas de Palenque, cuyo director es Pío López Obrador, esta vez los ojos de la prensa se posaron sobre el rancho La Chingada.

sedatu-estadio-pio-lopez-obrador

 

La remodelación en los lares de La Chingada

De nueva cuenta, este proyecto para el desarrollo urbano de Pakal-Ná lo lleva la Sedatu. Esta secretaría firmará, de acuerdo con la investigación presentada en Latinus, el próximo 18 de enero un contrato con Gervisur S. A. de C.V.

La empresa y Sedatu se encargarán de la rehabilitación de áreas verdes, una ciclovía, espacios comunitarios de uso múltiples, vialidades y la renovación urbana de Pakal-Ná.

rancho-amlo-palenque-remodelacion

 

Otro aspecto a resaltar es la cercanía de esta zona con una estación del Tren Maya. ¿Cómo? De acuerdo con Mario Gutiérrez Vega, la zona rehabilitada está a 500 metros de la construcción de una estación del Tren Maya y tan sólo tres minutos de los terrenos de la familia López Obrador.

Y es que además del rancho La Chingada, hay otros terrenos de la familia del presidente que se verían beneficiados —son precisamente los que colindan en la propiedad de AMLO que tiene una extensión de 13 mil metros cuadrados.

Uno de estos terrenos es propiedad de Pío López Obrador —protagonista de los cuestionamientos a la Sedatu durante esta semana por el rollo de la remodelación de un estadio propiedad del municipio de Palenque, Chiapas. Esta propiedad consta de 30 hectáreas y en el pasado alcanzó a recibir apoyos del gobierno de Felipe Calderón.

En 2011, el bosque de Pío López Obrador recibió un apoyo de 345 mil pesos y este antecedente se suma a los trabajos preparados por la Sedatu para rehabilitar y mejorar el desarrollo urbano en Pakal-Ná. De acuerdo con la investigación de Gutiérrez Vega, con estos trabajos, la plusvalía de los terrenos de la familia de AMLO se disparará.

Aquí dejamos la investigación, por si quieren echarle ojo.

Deja un comentario